maratón · Metas · Retos · Running · Uncategorized

Maratón Internacional de Panamá – Mis primeros 42K

Muchos saben, pero para lo que no, llevo ya varios años corriendo y practicando triatlón y desde que comencé no vi la posibilidad ni tuve el interés de correr más de media maratón, 21K. Lo veía lejano y tampoco tenía una razón o motivo para querer correrlos.

Hace un año nace mi hijo Martín y entre fractura de un dedo y otras limitaciones para entrenar, poco a poco volví a tener ese espacio para mí y en junio pude completar el triatlón Sprint de Linton Bay con la ayuda de mi coach Fulo del Trizen Team. Feliz con el resultado sentí que no podía hacer los triatlones que quedaban en el año, lejos y largos y con tantos peros físicos, no me sentía óptima para seguir con las 3 disciplinas en alto rendimiento. Así que un buen día de una conversa de la cual concluí que no correría la maratón de Panamá, pues hice todo lo contrario y me fui a inscribir y así comienza el conteo del plan intermedio de Hal Higdon para Maratón en 18 semanas.

Tuve unas semanas con dolores musculares intensos y justo cuando tocaban los 21K nos fuimos de vacaciones y me las tomé para descansar, pero siempre teniendo el enfoque de llegar a ese día y poder participar. Me hice masajes, ejercicios de fortalecimiento con mi propio peso hasta poder ganarle a esos dolores y poder completar los fondos. Logré completar los fondos de más de 30 kilómetros y dije el último lo hago sola, para realmente saber que mi mente estaba fuerte para el gran día y así fue. Siempre pensé mente tengo, cuerpo no sé. Hice todo lo que pude para fortalecerlo, y ahora días después de haberla terminado, confirmo mente fuerte y toca seguir preparando el cuerpo.

Entonces llegan las semanas de disminución de kilómetros y veo memes de cuidado con un maratonista en tapering y decía no que va esa no soy yo, hasta que llegó el día anterior a la carrera, fue un reto personal, pero logré superar el día y llegar a la partida con Jose el domingo 26 de noviembre de 2017. Llegamos y nos encontramos con el grupo de STV tri team y otros compañeros de Veraguas y estuvimos conversando y hasta la partida que fue puntualmente a las 4 a.m.

Y así comienza la carrera, la gente saliendo rápido, en ese grupo se va Jose también, yo veo mi reloj y digo aquí nos quedamos, oigo uno que dice mi carrera comienza en Costa del Este y contestó, para mí también, risas, y es lo único que volveré a decir en una hora. Estoy a lado de Montse unos minutos que habla con Carlos de Canadá y tengo respuestas, pero que va la hora no me deja, voy concentrada en encontrar mi ritmo, mi respiración, y al rato los veo irse. Entrando en el tramo marino voy con un señor con el cuál recorro diría que la mitad de la maratón, nos acercamos a otros corredores y juntos hacemos todo el tramo marino ida y vuelta hasta Multicentro.

Screenshot_20171127-141948.png

La barra de los Ticos es contagiosa, dan ganas que los panameños también salieran así a apoyar, en fin…paso por la meta, logro ver a Ana Elisa y sigo. En eso el grupo con el que voy siento que se queda y para lo que yo quería ir me permito avanzar a mi ritmo planeado. [En un artículo de RoadRunners recomienda que hagas tus 3 alternativas o escenarios y me preparé un cuadro en excel con mis tiempos y ritmos, pesimista, esperado y optimista] Tuve un problema con la ruta y mi planificación, le dije a mi familia y a mis amigas a qué hora estaría pasando por la casa y pasé fácil unos 40 minutos antes, pensando que correría más hacia Amador no volví a calcular las horas de acuerdo a los nuevos kilómetros.Screenshot_20171126-210259.png

Entonces llegando a Atlapa justo voy pensando si Kristelle va a estar aquí o en Panamá Viejo y taran jajajajaj en medio de la calle en la ciclo vía está ella lista para arrancar, yo llevaba 18 kilómetros. La verdad es que ella es la culpable de aquella conversa en la que yo digo que no y ella dice yo sí la haré solo para ponerle gancho a esos 42K, al final terminé corriendo yo la maratón y ella apoyándome rumbo a su 70.3 Cartagena. Apoyo mutuo.
Me dijo Yafá iba para donde Kiri y te vi por el IJA, me estacioné en tu casa, menos mal vine temprano, jajaj y nada seguimos corriendo y nos pasaron en un carro Angie y Kiri.

 

 

 

 

Terminé la carrera con las 3, cada una corrió una distancia diferente, Kiri todo Costa del Este y Angie se nos une cuando salimos ya de regreso para la meta. Cuando me dijeron que correrían conmigo no podía imaginar como sería, y ahora no puedo imaginar como sería mi primera maratón sin haberlo hecho sin ellas. Cada una con su historia se han quedado en un hito personal para toda la vida, mi amigas del tri. Les dije que no hay gracias suficientes, conversas, risas, hasta hicieron que Néstor nos cantara en el Malecón.

Siguiendo con la carrera, alcanzamos a Jose y a Montse en Costa del Este y de ahí en

Screenshot_20171126-205726.pngadelante nos fuimos juntos. En el camino fueron llegando más amigos del triatlón y bueno #Jorgensennisabe cuando de escolta se habla #quiendijoescolta y que mejor que una foto para mostrarles lo bien acompañados que terminamos los últimos 5 kilómetros. Aquí el señor Eric reportando.

Creo que aquí estuve bien callada, recuerdo que estaba consciente que aquí ya estaría dentro de esos 10 kilómetros que nunca antes había corrido, los escuchaba reír que si la T3 y yo ya sentía en cansancio. Mi rodilla izquierda me comenzó a doler en la primera bajada de Multipliza o tal vez antes, y en voz alta dije cómo haré en la segunda y todas nada Yafá vamos. Intenté caminar, pero no me dejaron, me tomé unos brakes porque quise, por ellas no me habrían dejado, Angie me empujó en la última loma y cuando pensé que ya llegaba suave con mi pasito tuntún, escucho que dice dale que ya estás arriba, y lo mismo Kiri quién acompañó a Jose de igual manera. Entonces miro y vienen los últimos metros para ver a Maricarmen y Telly esperándome, Mari me oye y me da un regañón, Yafá vienes hablando, mueve tienes que cerrar, son tus últimos metros dale, y yo comienzo a acelerar (o sea casi al llanto mientras escribo esto) y siento que el pecho se me cierra y digo no puedo, y todas vamos vamos, pregunto por Jose y Angie dale que el viene aquí, y en ese momento supero el dolor y mis pulmones se expanden como ese último empujón que necesitas cuando nadas, sigo corriendo, eeeeeeeso eso, Mari grita sigue así que cierras por debajo de las 5 horas, y sao me dejan en la recta final, veo a mi amigo Rony ta un lado en el túnel de la meta y cierro 5 minutos antes de las 5 horas. Este momento está atesorado en mi vida.

QUE CIERRE!! que buen feeling, que grato, que TODO!!! Recibo mi medalla y busco a Jose con la suya. No sé como sería sin toda esta compañía y apoyo, esta es mi versión y puedo decir que quiero repetirla.

Definitivo nunca digas nunca * Meta propuesta, Meta Cumplida!

IMG-20171126-WA0029.jpg

Advertisements

One thought on “Maratón Internacional de Panamá – Mis primeros 42K

  1. Excelente post, las maratones son carreras aparte, tanto por el tiempo que nos toma para prepararla como por las situaciones que nos pasan mientras transcurre la prueba.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s